Ana María Mallo, alias Pituca (“BxM”)

La sección “Bercianos X El Mundo” está de vuelta. Cuando falta poquito más de una semana para la celebración del Primer Congreso de “Bercianos X El Mundo”, que llevaremos a cabo en Toreno el sábado 6 de octubre, es el momento perfecto para retomar esta iniciativa, que nació hace casi ya 10 años y que consiste en homenajear a bercianos que se han tenido que marchar al exterior, fuera de nuestra región.

Y qué mejor para iniciar esta nueva etapa del proyecto que destacar la trayectoria de una berciana hasta “las médulas” muy conocida por todos los lectores de Plumilla Berciano. Hablamos de Ana María Mallo Fernández, más famosa por el sobrenombre de su usuario de la zona de comentarios de este blog, Pituca. No exageramos si decimos que esta toralense ilustre es la comentarista más activa de Plumilla Berciano y una de sus mayores fans.

Ana María Mallo Fernández Pituca. Plumilla Berciano

Realmente, Pituca no necesita presentaciones, sobre todo para los más asiduos a esta bitácora, pues ha protagonizado diferentes entradas en el blog e, incluso, también ha sido el foco fuera del mismo, en temas relaciones con él. Por poner sólo dos breves ejemplos, por un lado, fue la ganadora del concurso del “Debate Literario Berciano” y, por otro, una de las protagonistas de mi charla en el evento de conferencias TEDxPonferrada. Por tanto, es un lujo tener entre nosotros a esta traductora natural de Toral de los Vados que reside en la ciudad holandesa de Almelo.

Ana María Mallo Fernández, Pituca. Plumilla Berciano

Entrando ya de lleno con su trayectoria, cabe destacar que Ana María Mallo abandonó Toral con destino Valencia cuando tenía 19 años, porque quería estudiar en la Escuela de la Radio de esta ciudad. Corría el año 1981 cuando “me fui de Toral con mucha pena, pero con ilusión”, según nos explica Pituca. Nuestra protagonista añade también que recuerda la fecha por lo duro que le resultó marcharse del Bierzo y, porque, además, “coincidió con el intento del golpe de Estado del 23 – F de Tejero”. Realmente, “lo viví muy intensamente porque comencé a residir en Valencia con mi hermano, en la casa de la familia de mi cuñada y como en esta ciudad hubo mucho actividad ese día, aquello me marco y me asustó”.

Una vez terminada su etapa valenciana, Pituca salió de España con destino a Holanda. “Mis padres habían emigrado a este país y como existía una ley que te permitía entrar en los Países Bajos y quedarte permanentemente aquí, si tu familia ya era residente y tú lo hacías antes de cumplir los 21 años, pues así fue. Total, que un buen día preparé los papeles y me vine para aquí y, luego, me quedé por amor”. Nos cuenta que “conocí al que hoy es mi marido y ya me quedé”. Ana María está casada y tiene 2 hijos, Christian y Desirée: “Tengo dos hijos maravillosos y si no me vuelvo definitivamente para el Bierzo es por ellos, porque tienen sus vidas aquí y tendría que estar lejos de ellos, sin poder verlos a menudo”.

En lo referente a sus recuerdos de la infancia, nos comenta repetidamente que adora a su gente de Toral y, como anécdota, relata que “de pequeña me encantaba robar fruta por divertimento, aunque nosotros teníamos de sobra en la huerta y no nos hacía falta, pero me encantaba hacer rabiar al dueño”. Curiosamente, “hasta al mismísimo cura le robe fruta, o sea que soy consciente de que ya no voy ha entrar en el cielo”, bromea. Es que “de niña era un poco traste, pero no rompía cosas, simplemente hacía ‘trastadas’, explica, “sobre todo, en la escuela, aunque me apreciaban los profesores”. Etapa de la que guarda un gratísimo recuerdo y sólo de pensar en ella, se emociona. De esos momentos destaca las clases con la conocida poeta berciana Carmen Busmayor, que era su maestra de la infancia. “Carmen fue la culpable de que me encante la poesía”.

Ana María Mallo Fernández, Pituca. Plumilla Berciano

Pituca insiste reiteradamente en que tiene un cariño profundo por sus vecinos de Toral y en que “sigo teniendo los mismos amigos y amigas de siempre, desde mi niñez, lo cual ya habla por sí solo”. También, en relación con esto, añade que “creo sinceramente y a pesar de los muchos defectos que yo pueda tener, que la gente también me aprecia, como yo lo hago con ellos”.

Además de hacer referencia también varias veces a la morriña, Ana María nos cuenta que le interesa destacar mucho como se siente como berciana en el exterior y que espera haberlo conseguido, pero, sobre todo, quiere dejar claro “lo grato que es navegar por tu blog” y “haber encontrando en él a toda esa maravillosa gente que lo lee y comenta”. Para mi, “Plumilla Berciano es más que un blog, es el encuentro virtual de bercianos que un día se vieron obligados a dejar su tierra por diferentes motivos, pero que supieron encontrar en ti y en las páginas de Plumilla Berciano un refugio dónde poder conversar y compartir cosas y pensamientos, incluso poemas sobre la tierra que nos vio nacer”. Sinceramente, “gracias miles, por ser así, porque a pesar de tantos kilómetros de distancia que a veces nos separan a unos y a otros, nos has acercado con el corazón”, asegura Pituca, a la que estaremos eternamente agradecidos por sus palabras, tanto las expresadas en esta entrada, como las de todas las muestras de cariño dadas en sus comentarios. Por cierto, “quiero aprovechar para felicitarte a ti y a todos los lectores por el décimo aniversario de Plumilla Berciano“, indica Pituca, que también explica que, con pena, “no voy a poder estar presente en el próximo Primer Congreso de Bercianos X El Mundo, aunque es algo que me encantaría”. Eso sí, ya nos ha enviado un vídeo que proyectaremos en el evento y que no desvelaremos hasta entonces. Por último, Pituca desea a todos los asistentes al Congreso que pasemos “una fantástica jornada”. Sin duda, “estaréis en mis pensamientos. No pierdo esperanza de que un día nos podamos abrazar todos”.

Ciertamente, con lectoras e integrantes de esta pequeña gran familia como Pituca, da gusto. Y poco más se puede añadir. ¡Gracias por todo!

guest
Escribe aquí tu nombre
Facilítanos tu email -no es obligatorio-
¿Tienes web?
Al realizar tu comentario y marcar esta casilla aceptas la Política de privacidad. En cumplimiento del reglamento de protección de datos europeo RGPD, te informo de que los datos de carácter personal que proporciones rellenando el presente formulario serán tratado por mi, Juan Manuel González Colinas, como autor del blog Plumilla Berciano, con dirección en Madrid. El responsable y el encargado del mismo soy yo. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te pedimos es para poder gestionar la solicitud que realizas en esta área de comentarios / formulario de contacto. Los datos proporcionados se conservarán mientras no solicites el cese de la actividad. No se cederán a terceros, salvo en los casos en que exista una obligación legal o que sean necesarios para la gestión de algún concurso, como la Ciberbotillada, sobre lo que también se informará en las bases de los mismos. Tienes derecho a obtener confirmación sobre si en el blog Plumilla Berciano (Juan Manuel González Colinas) estamos tratando tus datos personales, por tanto, también puedes acceder a los mismos, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión, cuando estos ya no sean necesarios para los fines recogidos. Puedes ejercer cualquier de estos derechos a través del email anteriormente citado. Legitimación: Consentimiento del interesado.
6 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
Daniel
Daniel
1 de octubre de 2018 13:01

Pituca, me alegro mucho de que estés por aquí. Es un verdadero placer ver a la Moza de Toral de los Vados en esta sección.

Pituca
Pituca
Respoder a  Daniel
2 de octubre de 2018 20:27

Muchas Gracias Daniel,el privilegio es mío.De que gracias a Juama y a este Blog, forméis parte de vida tanto tú,como Paco,Américo,Serafín,Nerea
Y el resto de bercianos que residen fuera de esta maravillosa tierra,un abrazo

Conchi
Conchi
4 de octubre de 2018 15:03

Hola mis queridos berci@nos, como se añora esa tierra besines para todo@s de una berciana de adopcion

Anónimo.
Anónimo.
4 de octubre de 2018 15:11

Hola mis queridos berci@nos muchos besines de esta berciana de adopción.

Satelite
Satelite
5 de octubre de 2018 13:46

Siempre es un placer saludar a personas como Pituca,
Saber que es una berciano-practicante y una autentica embajadora de su Tierra,El Bierzo,allá por los Paises Bajos y por donde quiera que va.
Un abrazo Pituca

Pituca
Pituca
Respoder a  Satelite
5 de octubre de 2018 20:22

Satélite gracias por tu Amistad,un abrazo.para ti y los tuyos.