La metáfora del turismo para explicar la crisis del carbón

La actual crisis minera del carbón sigue sin solucionarse y parece que va para largo. Esta tarde ha habido una reunión de seguimiento de la mesa del carbón en el Ministerio de Industria, Energía y Turismo, llevada a cabo entre representantes mineros y dirigentes del Ministerio, para tratar de solucionar el conflicto. Al final, en este acto solo tomaron parte la patronal de empresarios mineros, Carbunión, y la Administración, ya que los sindicalistas decidieron no entrar al mismo, debido a que el Gobierno no permitió, a última hora, que participara el número de personas pactado inicialmente. Y como forma de protesta, se encadenaron en las puertas del edificio. Como era de esperar, el encuentro no sirvió para nada, ya que los negociadores ministeriales no se apartaron de sus tesis oficiales ni un ápice. Mientras tanto, -pocas horas antes, para ser exactos-, una dotación de antidisturbios de la Guardia Civil  (GRS) realizaba una brutal carga contra los mineros que se manifestaban en la localidad leonesa de Ciñera de Gordón, con niños de por medio. De no ser por los medios regionales y, sobre todo, por Twitter, probablemente no nos hubiésemos ni enterado. La noticia ha sido una de las más “meneadas” hoy en la comunidad de filtrado colaborativo Menéame. Por otra parte, a los cortes de tráfico en las carreteras de las cuencas mineras de toda España, a los encierros de mineros, y a otro tipo de movilizaciones, se les sumó en la jornada de hoy una manifestación de los estudiantes del colegio público de primaria Santa Bárbara, de Matarrosa del Sil -en el municipio berciano de Toreno- , que caminaron algo más de 3 km., hasta llegar a la explotación minera de Santa Cruz del Sil, donde todavía se encuentran encerrados 8 mineros. Cabe resaltar que muchos de estos niños son hijos de los trabajadores que llevan ya varios días sin salir del pozo.

Fuente foto: Campillo / Leonoticias.com

Paralelamente, es necesario reflexionar sobre el papel que juegan en este problema los medios de comunicación, pues salvo los locales y regionales -que están al pie del cañon-, pocos son los generalistas estatales que dan la cobertura necesaria, como hicieron antaño. El problema se silencia en España, mientras la etiqueta en Twitter #ResistenciaMinera consigue ser el tema más comentado del momento durante la manifestación de Madrid del pasado jueves -y  a lo largo de todo ese día-, continuando, en estos mismos momentos, teniendo mucha actividad. En el exterior, los principales diarios internacionales recogen las movilizaciones en portada o en páginas destacadas, lo que ha hecho conocer la Resistencia Minera de nuestro país a un grupo de ex-mineros británicos (@MinersInfoUK). Estos han ofrecido su apoyo a sus colegas españoles a través de Twitter, dirigiéndose a la cuenta de los @Mineros_leon, fundamentalmente radicados en la comarca leonesa de Laciana.

Debido a los contínuos fracasos en las recientes negociaciones, es más que probable que las protestas se radicalicen. Por eso es imprescindible explicar muy bien el problema a todos los ciudadanos, especialmente a los que no están familiarizados con la minería ni con las cuencas mineras, para que lo entiendan perfectamente y no le den la espalda en estos tiempos tan duros. Hay que recordar que si el Gobierno recorta el dinero ya comprometido para el sector, todas las minas tendrán que cerrar antes de que acabe el año y esto supondrá la muerte de todas las cuencas mineras de España, en las que no hay otra alternativa. Además, el carbón es la única fuente de energía autóctona de nuestro país, por lo que se trata de un sector estratégico. Y si una mina cierra es imposible volver a abrirla, o, por lo menos, sería más costoso que haberla mantenido abierta. Por no decir también que cerrarlas costaría más al Estado que respetar las ayudas ya acordadas, que están firmadas y que habría que respetar escrupulosamente. Por eso, conviene tener en mente que los mineros están luchando por su trabajo y por la supervivencia de sus familias y de sus regiones, de verdad que no lo hacen por gusto ni por molestar al prójimo. Hace unos días ofrecí en este mismo blog unos cuantos puntos de vista y argumentos sobre la problemática e intenté profundizar en esta crisis, de raíz, pero aún así es bastante difícil de asimilar para los profanos en la materia. Por eso, voy a tratar de contarlo con una metáfora en la que utilizaré un paralelismo entro dos sectores tan importantes y estratégicos en España, y con algunos puntos en común, como son el de la minería del carbón y el del turismo. Las comparaciones son odiosas y, salvando las distancias, quiero huir de planteamientos demagógicos. Por lo tanto, que nadie se llame a engaño, pues no pretendo comparar un área con otra, porque casi nada tienen que ver. La idea es ejemplificar lo que está sucediendo, utilizando para ello una actividad más conocida por todos los españoles que la de la minería.

La metáfora del turismo

Muchos españoles considerarán que los mineros del carbón tienen que reconvertirse. La realidad es que esta reconversión ya se ha producido y aún continúa. Está claro que el modelo productivo está cambiando poco a poco y que en el futuro este no podrá ser igual que en el presente ni mucho menos como en el pasado. Pero las explotaciones mineras que quedan abiertas lo están porque este mineral constituye una reserva estratégica. Y todas ellas deberían de seguir así por lo menos hasta el año 2.018, según el plan previsto. Además, para ser sinceros, todavía no se ha llevado a cabo una re-industrialización efectiva en las cuencas y, de cerrarse las explotaciones, los pueblos y ciudades de estas regiones morirían completamente de inmediato.

Para que quede más claro, lo explicaremos poniendo como ejemplo el turismo, como si, hipotéticamente, este sector tuviese que pasar por lo mismo que el de la minería. En España desde hace décadas existe un turismo de sol y playa que tiene sus pros y sus contras, pero que ha sido uno de los motores económicos y de progreso más importantes de nuestro país, por lo que le debemos mucho y tendríamos que estar eternamente agradecidos a él y a sus trabajadores, que se han dejado la vida para conseguirlo. Pongamos que este tipo de actividad contamina mucho y que, incluso, los turistas pueden llegar a ser molestos para los ciudadanos, pero, aún así, son más los beneficios que aporta que sus desventajas. Está claro que se pueden mejorar los procesos y los productos y conseguir un turismo de mayor calidad, eso nadie lo duda,  ni siquiera los propios empleados que estarían encantados de trabajar en mejores condiciones. De hecho, se podrían optimizar todos los establecimientos hoteleros, cumplir las leyes de costa a raja tabla y llevar a cabo un desarrollo más sostenible de la actividad, entre otras acciones. Eso sería perfecto.

Fuente foto: Anotacionesviajeras.com

Dicho lo cual, hay que reconocer que tras una importante época de bonanza y de una explotación del turismo de sol y playa casi salvaje, llegan las vacas flacas. Por poner un ejemplo concreto, después de varios años de problemas, en 1992 la Unión Europea decide finalmente dejar de apostar por el turismo de sol y playa, por lo que todos los estados mediterráneos que explotan este modelo, incluido España, se tienen que reconvertir. Nuestro país tiene unas magníficas infraestructuras, de las mejores del mundo, en las que se incluye una gran red de establecimientos preparados para todas las demandas de los clientes que buscan este tipo de condiciones. Así como unos excelentes profesionales, muy bien preparados y que han aprendido el oficio de sus padres y abuelos, quienes han luchado hasta la extenuación para que sus descendientes tuvieran mejores condiciones de vida y salariales que ellos.

Pero la Unión Europea obliga a España y a otros países a cerrar estas empresas, porque, además, son menos rentables que otras del exterior. No obstante, el cierre será paulatino y, a cambio, se instalarán otro tipo de sociedades, como alternativa. Esto permitirá mantener sólo las mejores compañías y más rentables para ofrecer un turismo de mayor calidad. Además, que un hotel eche el cerrojo implicaría que éste no se podría volver a abrir. Y sí se hiciese, sería más caro que haberlo dejado abierto. Por lo tanto, es necesario mantener una red mínima de hoteles, como reserva estratégica. Mientras tanto, la Unión Europea investiga la forma de que este turismo sea de la mayor calidad posible y que, además, no contamine o  lo haga lo mínimo posible.

Por otra parte, el Gobierno de España decide hacer todo lo que está en sus manos para desviar su turismo a otros países, con los que llega a acuerdos puntuales para obtener una serie de comisiones o para alquilar suelo en el que gestionar la estancia de sus turistas allí. Es cierto que, por suerte, los viajeros no son propiedad de una país de destino en concreto sino que viajan a donde les da la real gana, pero hagamos el esfuerzo de pensar que España quiere que no vengan a nuestro territorio e intenta por todos los medios que se trasladen a otro lugar en el que nuestro Gobierno o las empresas españolas obtengan mayores beneficios. El país elegido es Polonia. Bueno, como por aquellos lares no hay mucho sol, pongamos que España llega a acuerdos con el Gobierno portugués y gestiona todo el turismo del Algarve, al que llegan personas que antes tenían como destino España. Allí la mano de obra es más barata y los trabajadores tienen menos derechos y peores condiciones laborales y salariales, por lo que las organizaciones españolas ganan más dinero que en su propio lugar de origen, a pesar de que tienen que invertir en el transporte de los clientes, con el que todavía contaminan más que antes.

Mientras tanto, España ha dejado de tener todos los beneficios del turismo, salvo una pequeña parte de tipo económico conseguido por las empresas que operan en otros estados. Debido a esto tiene que importarlos de Francia. Al final, se siguen necesitando los mismo recursos, pero hay que comprarlos  más caros en el exterior.

Al cabo de los años, Portugal adquiere un nivel de desarrollo similar al de España y el turismo portugués es igual de caro que el español, por lo que deja de ser rentable. Por ello, las empresas españolas desvían sus turistas a Marruecos -que no pertenece a la Unión Europea-, país con el que se llega a determinados acuerdos. A pesar de tener que pagar aranceles, a nuestras compañías les compensa.

Y a todo esto, llegó la crisis. Aunque Europa preveía que los establecimientos españoles de calidad permanecerían abiertos hasta el año 2.018 aunque fuesen deficitarios, el Gobierno español decide recortar las ayudas destinadas a mantenerlos, por lo que estos tienen que cerrar. Miles de familias pierden sus empleos  y se ven avocadas a emigrar a otras regiones y países. Por lo que el lugar que les vio nacer a ellos y a sus antepasados -que tanto lucharon por su futuro y por el de esas regiones y el de todo el estado- muere irremediablemente, al no haberse instalado allí las alternativas prometidas.

En España ya no hay una infraestructura turística. ¡Se desmanteló! Y gran parte de su población ha salido del país. El Gobierno también recortó las inversiones en otras actividades más limpias y renovables, por lo que ahora es necesario consumir los mismos recursos, a un precio mayor. Por su parte, Marruecos ya no tiene competencia y decide subir considerablemente sus precios, que, junto con los impuestos, hace que España se gaste un dinero que ya no tiene, dependiendo ya no sólo de Francia, sino también de Marruecos y de otros muchos países, mientras se continúa contaminando igual o más que antes.

Moraleja

Si en la anterior parábola cambiamos Turismo por Minería del Carbón,  turistas por carbón, hoteles por minas, etc., nos damos cuenta de que en nuestro país el único recurso energético autóctono es el carbón y que el Gobierno y la Unión Europea están investigando como lograr que su quema no emita CO2, -en Ponferrada y Cubillos del Sil, a través de la Fundación Ciudad de la Energía (Ciuden)-. Por ello, la reserva estratégica de este mineral es imprescindible y las movilizaciones para que exista un futuro mejor necesarias, ya que, inevitablemente, se va a seguir quemando carbón, ya sea de aquí -que cada vez se utiliza menos- o de fuera. Lo ideal sería que cada vez se vaya avanzando más en materia de energías renovables y que el carbón sólo sea estratégico y se utilice de una forma más limpia. Pero, para ello, es necesario que las minas permanezcan abiertas. Aunque parece ser que prima más el uso de la energía nuclear, del petróleo y del gas. Asimismo, los mineros no pueden perder su trabajo de la noche al día sin tener ninguna alternativa. ¡Sería una terrible injusticia y una gran torpeza!

Si ya estáis más familiarizados con la situación, os recomiendo que consultéis entradas anteriores en las que se explica la situación de una forma más profunda y con datos más técnicos, como: Manifestación en Madrid en defensa de la minería del carbónSi esto no se arregla… guerra, guerra, guerraSegunda Marcha NegraAún no está todo arreglado…y La Problemática del Carbón Autóctono.

Para finalizar, informaros de que en la página de este blog en Facebook os estamos contando, paso a paso, toda la actualidad y novedades del conflicto, que  esperemos que se resuelva de una forma positiva lo antes posible.

12 Respuestas a “La metáfora del turismo para explicar la crisis del carbón

  1. Creo que mejor no se puede explicar… Soy hija de Minero y también he emigrado a Madrid, ya que allí no tenemos alternativas para trabajar. Gracias por hacer de este blog una ventana a la realidad de nuestra tierra.

  2. Pingback: La metáfora del turismo para explicar la crisis del carbón | Plumilla berciano

  3. Bien explicado, un saludo desde La Bañeza

  4. Gran Juanma todo se reduce al coste beneficio económico, el beneficio de producir en países emergentes es mucho mayor a producir en Países del primer mundo.
    Por algún lado estaba un estudio de lo que cuesta producir una camiseta de un equipo del liga BBVA en china a producirlo aquí en España.
    En china costaba menos de 5 € y después de todos las importaciones entre empresas intermedias lo pueden vender por más de 70 €. Ganancia 65 €.
    Mientras que producir esa misma camiseta en alguna factoría de europa era de 50€, si la vendían en los mismos 70€ ganancia 20€.
    Donde lo producirías? Que minas explotarías?… el margen de ganancia el maldito margen..

    • Querido Geo Rick Hunter, en este caso no solo se trata de cuestión de beneficios económicos y menor precio de producción, el problema es bastante más complejo. De hecho, el precio del carbón fluctúa mucho y en ocasiones el carbón nacional es incluso más barato que el extranjero. Hace unos meses hubo un parón en la producción de energía eléctrica y muchas centrales térmicas dejaron de quemar carbón. Al poco tiempo el precio del mineral nacional descendió y era más barato consumir el de aquí que el de fuera.

      Como te digo, es un tema muy complicado y difícil de entender. Sobre todo porque no hablamos de cualquier materia prima, como puede ser el algodón, sino de un recurso mineral estratégico, con el que producir energía, un sector también estratégico. ¿Te imaginas que el algodón de las camisetas fuera estratégico para España y que sólo tuviese esa materia prima para fabricar camisetas que fuesen esenciales para poder vivir? ¿Y si cerrasen las fábricas y luego ya no se pudieran volver a abrir nunca porque resulta mucho más costoso? Pues la realidad sería que nos quedaríamos sin poder producir esas camisetas y tendríamos que comprarlas hechas en el exterior, a un precio más elevado…

      Por no hablar de la pérdida de trabajo de miles de personas y de la despoblación de los lugares donde se cierran esas empresas… Y para colmo, haciéndolo de la noche al día sin respetar los plazos y condiciones previstas…

      Si las minas se cierran, miles de personas se irán a la calle en zonas muy concretas del país, que quedarán desiertas. Sin contar con que este cierre supondrá un mayor gasto de dinero que el de mantener las ayudas ya previstas. Es como subir el precio del billete del metro para recaudar más, pero cambiando las tarifas normales por incrementos porcentuales dependiendo del número de estaciones por las que se viaje. Un hecho que provocará que se tengan que cambiar las máquinas canceladoras de los tornos y que será más caro que lo que se recauda con la subida… Vamos, lo que pasa en Madrid. ¡Una idea brillante! Lo que pasa que en este caso, también hablamos de puestos de trabajo, de familias, de regiones… ¡Tenemos unos políticos que son unos lumbreras!

      ¡Muchas gracias por tu comentario, que ayuda a enriquecer el debate! Saludos.

  5. Los mineros han abierto una cuenta para poder sufragar los gastos de las movilizaciones. Recordad que están en huelga y no están cobrando su salario.

    El número de cuenta -que está abierta en Caja España-, para todo aquel que solidariamente quiera aportar alguna cantidad de dinero a la causa es esta: 2096-0000-85-3472463104.

    Y este el cartel informativo donde aparece: http://juanmagecolinas.files.wordpress.com/2012/06/cartel_cuenta_solidaria_mineros.jpg

    Cuenta solidaria con las protestas mineras. #ResistenciaMinera

  6. Estimado Juanma, la importancia del sector de la minería del carbón sólo llegará a entenderse cuando ya no exista en España, y será demasiado tarde.

    Parece que entender el concepto de recurso energético autóctono y que las minas cerradas son casi imposible de recuperar en el futuro, es dificilísimo, aunque se apliquen metáforas como las que tú expones.

    Uno de los factores más importantes, de los que nadie habla, que deben ayudar a que el sector del carbón nacional contribuya al mix energético nacional es su comportamiento como factor regulador del precio de mercado eléctrico, pero eso no interesa contarlo, parece. Solo se saca el comentario de que sube la luz debido a las subvenciones al carbón cuando es totalmente incierto, dichas subvenciones no están incluidas en la factura de la luz sino en el PGE, al contrario que las renovables.

    Un saludo y muchas gracias por ofrecer a tus lectores tu contribución a que se entienda mejor el conflicto minero.

    • Cómo siempre, Raúl, tus aportaciones son imprescindibles en este blog y más cuando hablamos de minería.

      Tu opinión ayuda a comprender todavía un poco más la problemática, algo tan necesario en los tiempos que corren. Y también enriquece mucho este importante debate. ¡Muchas gracias por todo!

  7. Pingback: Remine, el último movimiento obrero | Plumilla berciano

  8. Pingback: Feliz Santa Bárbara 2012, patrona de los mineros - Plumilla berciano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.